Última Hora:

El ambicionado sillón provincial

AddThis Social Bookmark Button

La cuestión política es esencial a nuestra naturaleza humana y, por ello, irrenunciable. Somos, por definición, seres políticos, partícipes de una comunidad humana, sin la cual no podríamos vivir y menos desarrollarnos. Es esta verdad la que nos hace responsable de lo que ocurre. Desde esta responsabilidad me atrevo a escribir estas líneas.

Hemos tenido una movida semana en la provincia de Cauquenes. La renuncia de la cabeza provincial ha dejado un puesto vacante. Renuncia movida por una serie de problemas, que nos llevan a cuestionarnos la ética política.

Hace un tiempo atrás en una de mis columnas “Las autoridades que queremos” hacia ver que las nuevas autoridades debían tener un perfil ético intachable. Ya que toda autoridad no se define por su capacidad de mando o por su habilidad para las triquiñuelas, como a veces pareciera que se comprende y se practica; menos aún por la habilidad para sacar provechos personales o grupales, como pretenden los corruptos de todos los colores. Sino que lo que mejor define a una autoridad es estatura moral y está se define como el servicio a la comunidad y a los que en ella más necesitan crecer, los pobres.

Creo que este debiese ser el mejor perfil de la nueva autoridad provincial.

Pero existe un problema: ¿Quiénes son los informantes que el presidente tiene para nombrar a la nueva autoridad?.

En la Iglesia se usa una expresión que dice que “De Roma sale, lo que ha Roma llega”. Por este motivo el Papa en sus expresiones – que todos conocemos – se equivocó, ya que no le informaron bien, no recibió una  información equilibrada y verdadera de la situación que se vivía en Chile, y esto lo llevó a tomar decisiones equivocas. Creo que en los posibles nombres de los candidatos para el sillón provincial sucede lo mismo, “De la moneda sale, lo que a la moneda llega”. Es por ello que la importancia está en que el presidente tenga buenos informantes, para que el nuevo gobernador tenga un perfil ético intachable como persona, tanto en su vida pública y privada.  Y de esperar que los “padrinos o informantes” le entreguen al presidente información equilibrada y verdadera del futuro gobernador, teniendo en cuenta que una autoridad nunca puede ambicionar el poder y el dinero, porque por algo se le llama “servidor público”. Señor presidente, queremos autoridades servidoras y no servidas.

Por Angel Arellano Hernández - Lic. Ciencias Religiosas - Mg.© en Educación

Comentarios   

 
+1 #1 Esteban Mioya M 26-06-2018 10:33
ese es el problema que esta gente no tiene ética política y este señor creyó que se podía reir de la mujer pero no señor, ud sabe que ahora con la ley que hay todo sale a la luz. Valiente esa mujer, la felicito, no se dejó humillar por un cuico que creyo que por ser autoridad podia reirse de su propia hija.
Citar | Reportar al moderador
 

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

 
Estadísticas del Sitio
mod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_countermod_vvisit_counter
mod_vvisit_counterHoy1200
mod_vvisit_counterAyer3216
mod_vvisit_counterEsta Semana7698
mod_vvisit_counterEste Mes62583
mod_vvisit_counterTotal4214512

Online (20 minutos atras): 50
Cauquenino / YouTube

This page require Adobe Flash 9.0 (or higher) plug in.

YouTube Gallery

Noticias

Redes Sociales
Cauquenino / TWitter
Vamos en Ayuda de Cauquenes y su Provincia
No a la Termoeléctrica Los Robles.
Manifestación ciudadana.